Rally-X, el clásico de Namco de 1980

El juego clásico Rally X es un título que ha pasado a la historia de las recreativas por su nivel de adicción y sencillez en la jugabilidad.

El clásico Rally-X de Namco

Son muchos los arcades que la compañía Namco desarrolló y comercializó en los salones recreativos de todo el mundo en la década de los años 80. Estos juegos han tenido tanta fama que incluso han sido recopilados en distintos discos y ediciones para fans en consolas actuales. Y si bien hubo muchos arcades diferentes, algunos han trascendido de una manera especial, como Pac-Man o Rally-X, un juego de laberintos en el que manejábamos un coche y que se lanzó exactamente en el año 1980.

El sistema de juego es altamente característico y sencillo. Manejamos un coche de color azul a través de laberintos en los que van apareciendo una serie de banderines automovilísticos que tenemos que recolectar con precisión. Si obtenemos todos los banderines podremos pasar a la siguiente pantalla, una y otra vez repitiéndose para intentar acumular la mayor cantidad posible de puntos.

La dificultad se encuentra, como no podía ser de otra manera, en que habrá obstáculos que nos intentarán hacer más difícil la labor de obtener todos los banderines. El principal impedimento con el que nos veremos las caras serán los coches rojos, a los que no podremos tocar, lo que supondría perder una vida de forma automática. Estos coches nos persiguen e intentar dañarnos, por lo que es importante poner la mirada no sólo en la situación de los banderines, sino también en dónde se encuentran los coches rivales para no chocarnos con ellos.

Además de otros obstáculos, como rocas, hay que valorar varios elementos añadidos con los que tendremos que aprender a organizarnos. Uno de ellos es el humo, el cual podremos usar para atontar a los coches rojos y que así tengamos la oportunidad de avanzar con la misión de conseguir todos los banderines. También es importante prestar atención a la gasolina, la cual si se agota produce que avancemos a una velocidad menor a la habitual.

Rally-X ha estado presente en numerosas plataformas, tanto con conversiones directas como dentro de recopilatorios de arcades de los 80. Es un juego que ha perdurado y que resulta muy recordado para los fans de Namco y de las recreativas en general. Ha llegado a tener algunas secuelas, como Rally-X Rumble para dispositivos iOS, pero hasta ahora sólo el juego original ha logrado la fama que tienen los mayores clásicos producidos por Namco en su historia. Es un juego que merece la pena recordar y que todavía más de 20 años después sigue siendo tan divertido como en su época original.

Vía: Arcade History

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...