Leveando online en Virtua Fighter 5 Ultimate Showdown

Jugamos a Virtua Fighter 5 Ultimate Showdown hasta pasar de décimo 10 y ponemos a prueba su entorno online.

Hace poco, Sega lanzó Virtua Fighter 5 Ultimate Showdown en PlayStation 4 y PlayStation 5, de forma gratuita en PlayStation Plus o como descarga de 10 dólares. El juego nos ha llevado al pasado en un golpe de nostalgia absolutamente épico con el cual nos hemos visto a nosotros mismos ante una PlayStation 3 leveando dando patadas y eliminando rivales.

Es cierto que esta versión del juego no tiene la profundidad que tenía el título con anterioridad, faltando ese modo aventura en el cual íbamos avanzando por zonas virtuales enfrentándonos a la computadora, pero esto encaja con la intención de Sega de hacer que el juego sea más online.

Lo que buscan es tener un juego de lucha perfecto para los eSports, para lo cual han realizado algunos ajustes en el código original que ayudan a que los combates sean más fluidos. Además de esto, el juego está optimizado, es más fluido y fluye a una gran velocidad, sobre todo destacando el sistema de matchmaking, el cual encuentra rápidamente a los jugadores con los que nos vamos a enfrentar. Nosotros, como buenos fighters, hemos pasado unos días leveando y os podemos traer nuestras impresiones.

¿Cómo funcionan los niveles de Virtua Fighter 5 Ultimate Showdown?

Antes de entrar en el matchmaking online definimos el luchador con el cual vamos a jugar (cada uno se levea de forma independiente), definimos si nos queremos enfrentar a rivales de un nivel similar o de un nivel superior y marcamos si queremos cruzarnos con usuarios que se desconectan. No es que haya un millón de jugadores simultáneos, por lo que es posible que os veáis tentados a seleccionar el modo donde jugaréis con usuarios que suelen desconectarse.

Este es un grave error, ya que su modus operandi es el habitual: si pierden, se desconectan. De esa forma sus estadísticas de combate no se ven afectadas, pero tampoco las tuyas. Eso se convierte en un proceso en el que, simplemente, perdemos el tiempo (al menos si estamos jugando para levear). Comenzamos en el último kyu, el décimo, y vamos aumentando a medida que acumulamos victorias. En algunos momentos la computadora nos informará de que se trata de un combate de promoción, en el cual, si ganamos, subiremos de nivel. El proceso para llegar a estos combates de promoción es acumulando victorias que van llenando una barra de experiencia. Cuando se llena, tenemos la oportunidad de subir el nivel.

Después de pasar de los kyu entramos en los dan y seguimos el proceso de leveo hasta el décimo dan. Lo bueno viene en el momento en el que dejamos atrás los dan, ya que ahí accedemos a las categorías de luchador, como master, defender, hunter, raider o destroyer, entre otros. El aspecto importante es tener en cuenta que, cuando ya hayamos entrado en este repertorio de categorías con título, ya no podremos bajar al décimo dan por mucho que perdamos una gran cantidad de veces.

¿Cómo juega la gente a Virtua Fighter 5 Ultimate Showdown?

Esta es la pregunta que puede alterar nuestro interés por el juego a un nivel extremo. ¿Cómo juega la gente? ¿Cuáles son los hábitos? Nosotros hemos hecho unas 140-150 partidas en el modo online y os podemos decir que los jugadores se dividen en los siguientes grupos:

  • Los que juegan con honor y de una forma desafiante (dicho de otro modo, que saben jugar).
  • Los rastreros que golpean con golpes cortos bajos.
  • Los bots que repiten combo de puño + puño + puño (este tema merece un análisis).
  • Los que rematan cada vez que tienen la oportunidad (sumando daño de forma desesperada).
  • Los que se desconectan (como decíamos antes).
  • Los que huyen de la revancha (asustados por si acaso pierden de nuevo).
  • Los que huyen por miedo’ a las represalias (ganan el primer combate, pero no aceptan la revancha).
  • Los que juegan al combo interminable.

A grandes rasgos, estos son los tipos de usuario que normalmente nos vamos a cruzar por el juego. Algunos generan sensaciones más molestas que otros e incluso nos dan ganas de dejar de jugar. Al ser un juego competitivo, hay que tomárselo con calma y evitar situaciones que nos puedan acabar desesperando o haciendo que sintamos frustración.

Los bots, como decíamos, son uno de los fenómenos más inexplicables del juego. No sabemos si hay usuarios chinos leveando jugadores para vender luego las cuentas de usuario. Sus personajes se limitan al combo principal de puñetazo fuerte, así que derrotarlos es pan comido. Lo mejor de todo es que están programados para aceptar la revancha, así que son una forma sencilla de obtener dos victorias de golpe. Eso sí, mucho ojo a ese combo repetido de puñetazo fuerte, porque a jugadores sin experiencia es posible que les acabe derrotando si no piensan rápido en una contramedida.

También molestan de forma exagerada esos jugadores que atacan por «lo bajini» sin descanso. Puños cortos muy secos que restan vida y, ante todo, te impiden moverte. Es un tipo de maniobra que se produce en todos los juegos de lucha desde los primeros tiempos del género. Lo que hay que hacer para derrotarles es poner un poco de distancia y jugar con cabeza. Planificando los golpes con cierta separación, no habrá problema en derrotarles e impedir que hagan esos golpes bajos cortos que tanto les gustan.

Dentro de la misma categoría están los que desesperadamente golpean en el suelo todo lo que pueden. Rematan con salto o con golpe bajo a ras de suelo. Lo que buscan es sumar año con la esperanza de ganar a base de pegar y pegar cuando el rival está desprotegido. El perfil opuesto a este jugador es el del usuario honorable que nunca remata en el suelo por mucho que tenga la oportunidad de hacerlo. Al fin y al cabo, si confías en tus habilidades sabes que pronto conectarás otro golpe y que no tendrás que ir rematando para, poco a poco, restar la vida de tu rival.

No nos olvidemos tampoco de los apóstoles del combo interminable. Son jugadores que intentan mantener la cadena de combo activa todo el tiempo posible, normalmente usando movimientos ligeros que hacen que el jugador no pueda reaccionar ni caer al suelo. Hay algunos luchadores que pueden vaciarte toda la barra de vida con uno solo de estos combos. La solución pasa por usar contraataques, pero no todos los jugadores disponen de este tipo de movimiento, así que puede llegar a ser complicado. Además de eso, también es importante tomar el control del combate y arrinconar al oponente todo lo posible para que no tenga tiempo de preparar su combo interminable. Al final, todo lo que esos jugadores saben lo basan en una combinación de botones y en la esperanza de conectar los golpes. Si les complicas la vida y presionas, suelen venirse abajo y es fácil llegar a derrotarles.

Por último, una mención especial a los casos de revanchas que se quedan a medias. La opción de revancha es una de las cosas que más nos gustan de Virtua Fighter 5 Ultimate Showdown, siendo posible que ambas partes accedan a una revancha después del combate y a que se haga una tercera revancha si se produce un empate. Esta es una forma excelente de dar una oportunidad al otro jugador, de derrotarle finalmente si en el primer combate quizá has estado pensando cómo hacerlo y de, al mismo tiempo, no tener que invertir tiempo buscando otro rival con el que luchar. Pero hay personas que huyen del segundo combate por todos los medios posibles, tanto si han ganado antes como si no.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...