BlessU-2 es un sacerdote robot que puede modernizar la iglesia

Hasta el mes de septiembre quienes visiten la iglesia de Wittenberg en Alemania podrán ser bendecidos por un sacerdote robot.

Algunas personas pensarán que con que esté la Biblia disponible en forma de app para que la leamos en el móvil es más que suficiente para dar por cerrada la actualización de la iglesia a los tiempos modernos y al futuro en general. Pero en Alemania, exactamente en Wittenberg, han pensado que nada mejor que un sacerdote robot para llevar un paso más allá el trabajo que hace la iglesia por adoptar las nuevas tecnologías.

Su robot se llama BlessU-2 y es una creación de la Iglesia evangélica de Hesse y Nassau, que ha realizado un laborioso trabajo de ingeniería en colaboración con el artista Alexander Wiedekind-Klein. El resultado habla por sí solo, porque aunque el robot está muy atrasado en cuanto a su aspecto, ha sido dotado de un buen número de funciones que pueden agradecer los parroquianos que visiten esta iglesia alemana con motivo del 500 aniversario del trabajo que realizó Martin Luther en el proceso de la Reformación.

¿Pero qué puede hacer el robot? Eso es justo lo que seguro que os estáis preguntando y antes de contároslo os decimos que está preparado para hablar en cinco idiomas. Además del alemán, el robot habla español, inglés, polaco y francés, por lo que atenderá a muchas personas en su idioma natal.

Gracias a esta capacidad para el idioma el robot puede realizar un buen número de cosas. Por ejemplo, tiene capacidad para rezar y el parroquiano puede elegir el tipo de rezo que le interesa realizar. También podemos personalizar la voz del robot por si queremos que sea masculina o femenina y durante nuestra charla con la máquina notaremos que tiene algunas expresiones faciales, aunque limitadas. Por ejemplo, mostrará una cara seria en algunos momentos y en otros sonreirá. También es capaz de emitir luz desde sus manos.

Los responsables del proyecto no quieren iniciar una guerra de opiniones sobre si la tecnología debería entrar de esta manera en las iglesias. No piensan que los sacerdotes estén camino de ser reemplazados por robots, sino que solo quieren explorar opciones para que veamos que la iglesia no tiene unas miras tan cuadriculadas como cabría imaginar por otros casos.

A los visitantes de la iglesia parece que les ha gustado, dado que en pocos días el robot ya ha atendido a más de 600 personas y continúa estando muy demandado. El plan es que permanezca en la iglesia hasta el mes de septiembre en el cual será retirado y pasará a la posteridad de curiosidades de la iglesia en Alemania.

Vía: YouTube

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...