Acer Aspire One

Acer Aspire One

Con el Acer Aspire One, el fabricante taiwanés inicia su andadura en el concurrido segmento de los ultraportátiles baratos. Y lo hace, a priori, de la mejor forma posible: ofreciendo las características de la última generación de ultraportátiles de bajo coste, pero manteniendo el ajustado precio del primer Asus Eee PC.

Así, el Acer Aspire One se presenta con procesadores Intel Atom a 1,6 GHz, 512 MB o 1 GB de memoria RAM a gusto del consumidor, pantalla de 8,9 pulgadas con resolución de 1024 x 600 píxeles y retroiluminación LED, y dos tipos de almacenamiento: disco flash de 8 GB o disco duro de 80 GB.

Si optamos por el disco flash, obtendremos un Acer Aspire One que no superará el kilogramo de peso (995 gramos). Mientras que eligiendo el disco duro de 80 GB, tendremos que soportar 1,26 kilogramos de peso sobre nuestras espaldas. No obstante, cualquiera de las dos opciones no tendrá problema en funcionar con Windows XP Home o Linpus Linux Lite, los dos sistemas operativos que Acer nos permite elegir.

El sistema operativo de Microsoft es un viejo conocido por todos, pero Linpus Linux Lite puede que no os suene tanto. Se trata de una distribución Linux basada en Fedora que, además de estar específicamente diseñada para ordenadores poco potentes, nos ofrece una interfaz por pestañas para los usuarios no iniciados, como en los Asus Eee Con Linux, y un escritorio tradicional para los más avanzados.

Acer Aspire One

Otro de los puntos fuertes del Acer Aspire One, al menos sobre el papel, es su autonomía. Y es que la conjunción del bajo consumo de los procesadores Atom con la retroiluminación por LEDs, permite gozar de hasta 3 horas de autonomía con la batería de 3 celdas, o de hasta 6 horas si no nos importa aumentar las dimensiones del Acer Aspire One con la batería de 6 celdas. Con esta última, el Acer Aspire One gana 2,5 centímetros de grosor en su parte inferior trasera y 7 milímetros de profundidad.

Mención aparte para el teclado de 84 teclas que incluye el Acer Aspire One. Según Acer, es solamente un 5% más pequeño que los teclados estándar de los portátiles y, como no, viene acompañado de un trackpad (o touchpad) como el del HP 2133 Mini-Note, es decir, con los botones en los laterales.

Por lo demás, en el Acer Aspire One también encontramos los típicos extras de estos miniportátiles, que cada día se alejan más de esta denominación. Así pues, tenemos disponible una salida VGA, tres puertos USB, lector de tarjetas 5-en-1 que también sirve para ampliar la capacidad de almacenamiento, clavija Ethernet (acompañada de WiFi 802.11b/g), webcam integrada y las habituales entrada de micrófono y salida de auriculares.

Por último, aunque esta primera versión del Acer Aspire One no dispone ni de Wimax, ni del más necesario módem 3G integrado, sus creadores aseguran que muy pronto tendremos disponibles estás características como opciones de configuración.

El Acer Aspire One, por el momento, no tiene precio, ni fecha de lanzamiento para el continente europeo. Sin embargo, en Estados Unidos podrán disfrutar de él a partir del mes que viene, previo pago de los 375 dólares que cuesta el modelo más básico. Los colores iniciales son blanco o azul, pero este mismo verano estarán disponibles los Acer Aspire One con carcasa rosa o marrón.

Más información: Acer.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...