Volvo lanza la gama R-Design

Los cambios se aplican en los modelos S60, V60 y XC60, aportando una nueva presentación deportiva que reimpulsa a la serie.

El Volvo XC60, uno de los modelos R-Design

La compañía quiere seguir afirmándose en el segmento de los automóviles deportivos y es por eso que lanzó esta nueva gama R-Design, para brindarles un cambio importante a los modelos S60, V60 y XC60. Todos ellos lucen ahora más imponentes y atractivos pero, a la vez, incluyen cambios técnicos y mecánicos para su mejor funcionamiento.

En primer lugar esta serie llamada R-Design tiene como propósito principal que los modelos de la marca luzcan más deportivos, justamente, porque la firma posee objetivos claros que la llevan a querer mantenerse y crecer en este subgrupo de la industria automotriz.

Para ello ha colocado, por ejemplo, luces nuevas con tecnología DRL en las esquinas exteriores de la parte delantera de los modelos, y a esto le han sumado llantas de 19 pulgadas y un tubo de escape cromado circular. Pero también se han aplicado cambios en el habitáculo: es aquí donde se observan asientos con una tapicería que mezcla tela y cuero y un panel digital, desde donde se manejan todas las funciones del auto, con tres posibilidades estéticas distintas.

Introduciéndonos en la parte mecánica de los modelos R-Design es preciso mencionar que los tres vehículos permiten optar entre dos alternativas. Es decir, Volvo ofrece tanto un motor diésel 1.6 D2 de 115 caballos de fuerza como otro bloque de gasolina 3.0 T6, en este caso turboalimentado y capaz de entregar 304 CV de potencia.

En los tres automóviles los clientes podrán elegir el motor que les resulte más conveniente y agregar algunos detalles, como un programa computarizado por el que se puede mejorar el funcionamiento del propulsor u optimizar la respuesta del acelerador.

En cuanto a los tiempos de aceleración de 0 a 100 kilómetros por hora, la empresa admite que para el modelo S60 T6 R-Design Polestar se calculan 5,9 segundos, en cambio el V60 T6 R-Design Polestar tarda 6 segundos y en el XC60 T6 R-Design Polestar se requieren 6,9 segundos.

Otra opción que la firma Volvo facilitará a sus potenciales clientes es gozar de un nuevo chasis con dos configuraciones distintas, pero que en ambos casos incluyen una optimización en la firmeza de muelles y amortiguadores con relación a las versiones previas.

Vía | autopista.es

Imagen | Volvo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...