iPad, sucesor espiritual de iPhone

Ahora se nos presenta iPad en sociedad, un dispositivo a caballo entre un ordenador portátil de pantalla táctil y su popularísimo teléfono móvil. Como jugones cabe plantearse en qué nos afecta esto. ¿Qué tipo de juegos podrán ejecutarse en una máquina como ésta? ¿Supone una revolución o no hay nada nuevo bajo el sol?

iPad, sucesor espiritual de iPhone

iPad, sucesor espiritual de iPhone

iPhone nos deslumbró en su día. Era mejor teléfono móvil que ningún otro móvil que hubiésemos podido soñar, y ha marcado el camino a seguir por su competencia. Y no sólo eso, iPhone continuó la senda que ya habían comenzado a trazar con iPod y aprovecharon la plataforma para dar soporte al catálogo de videojuegos más grande de la actual generación de consolas. Porque iPhone es a día a día casi considerable como la tercera portátil en discordia. Puede que no haya sido creado con los videojuegos en mente, pero iPhone dispone de todo lo necesario para ser una buena máquina para jugar.

Ahora se nos presenta iPad en sociedad, un dispositivo a caballo entre un ordenador portátil de pantalla táctil y su popularísimo teléfono móvil. Y sin embargo, el regusto final que dejan sus especificaciones técnicas y utilidades es que a todas luces se trata de un iPhone gigante con un precio igualmente abultado.

Como jugones cabe plantearse en qué nos afecta esto. ¿Qué tipo de juegos podrán ejecutarse en una máquina como ésta? ¿Supone una revolución o no hay nada nuevo bajo el sol? Diseccionemos sus características técnicas para dar con una respuesta.


iPad es un dispositivo muy ligero, del tamaño de una carpeta y con una amplia pantalla multitáctil. Su generosa autonomía de 10 horas nos permite usarlo intensamente alejados de cualquier enchufe y su inmediata interfaz de manejo se inspira claramente en la del iPhone. Su procesador de 1 Ghz no podrá ejecutar juegos de última hornada, es más, se queda corto para correr la mayoría de los grandes juegos de PC de los últimos cinco años. Así que nadie piense que podrá jugar a Assassin’s Creed 2 en el tren, porque no va a poder ser. Al menos con este aparato. Por otro lado, el iPad es compatible con todo el catálogo de aplicaciones de iPhone, por lo que podremos disfrutar en él de miles de títulos ya a la venta en el AppStore. No obstante, no tardarán en aparecer juegos y aplicaciones específicamente adaptados a iPad que aprovechen mejor sus recursos.

appleipad2

Ya hay multitud de sitios en internet que hablan de iPad como un auténtico fiasco, especialmente aquellos que esperaban de él una potente videoconsola portable. Es difícil de cuadrar un aparato como este en nuestros esquemas, aunque a mi entender Apple desea rivalizar en el mercado de los netbooks. Su tamaño, potencia y portabilidad rivaliza con el de estos ordenadores pequeñajos, sin embargo ni su capacidad de almacenamiento ni su precio tienen nada que hacer contra ellos. ¿Cobrar 600 dólares por un ordenador con 32 GB de disco duro? ¿Estamos locos? Apple tendrá que jugar muy bien las cartas de iPad, que son su excelente usabilidad y su conexión 3G. Porque si algo distingue los productos de Apple, y en especial el iPhone es que son muy sencillos de usar, directos y agradables a la vista. iPad está obligado a explotar estas virtudes para poder triunfar.

¿Y esto qué supone para los gamers? Pues que iPad es un ordenador muy bonito con el que trabajar, conectarse a internet, leer y ver pelis cómodamente en la butaca, pero que no puede competir como plataforma de juegos por sí sola. Si te gusta el concepto, cómpralo, y ya de paso instálale algún jueguecillo como el Need for Speed: Shift que ha presentado EA o ese tal NOVA que tiene tan buen aspecto y recuerda a Halo. Pero si lo que quieres es jugar durante horas en cualquier parte ahí tienes la DS, la PSP o un buen ordenador portátil multinúcleo.

appleipad

Hardgamers abstenerse.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...