Madrid destaca en la caza de los infractores de la normativa y legislación de Tráfico

Madrid sigue invirtiendo en los dispositivos para cazar a los infractores de la normativa de tráfico, ahora un nuevo radar denominado multirradar controlará los cuatro carriles de la M-30 y en ambos sentidos.

Radares de tráfico

Coincidiendo con la campaña de Navidad, Madrid ha puesto en marcha cuatro nuevos radares de tráfico para intentar cazar a todos los infractores de las normas de circulación. Tres son radares que estamos habituados a ver, son precisos y su tecnología se rentabiliza con creces, el cuarto es una novedad, un salto evolutivo en el mundo de los radares y se denomina ‘multirradar’.

El nuevo radar multicarril ya está operando en los pasos subterráneos de la M-30 y es capaz de sancionar a todos los coches que circulen simultáneamente a más de 70 km/h, en los cuatro carriles de la vía y en ambos sentidos. Es un aparato capaz de realizar 1.000 fotografías en un solo día, con él, el Ayuntamiento de la capital española pretende mejorar la seguridad en esta vía (eso es lo que dicen), pero da la impresión de que lo que realmente quieren es imponer el máximo de infracciones de circulación.

Ya he hablado en varias ocasiones de este tema, no hay dinero para solucionar los defectos que hay en las carreteras españolas, no hay presupuesto para arreglar o cambiar las señales verticales y en definitiva, no hay dinero para invertir en la mejora de las infraestructuras relacionadas con las vías, pero sí lo hay para invertir en sistemas que generen dinero, que se amorticen y además permitan aumentar los ingresos en las arcas del Estado.

En España no destacamos por la calidad de las carreteras o en educación vial, pero sí destacamos a nivel europeo en la caza de los infractores de la normativa y legislación de Tráfico. Recordemos por ejemplo las inversiones realizadas en los radares de aire, tras la adquisición de Pegasus, se han seguido adquiriendo nuevos radares, algo lógico ya que el volumen de sanciones con este tipo de sistemas de control es enorme, y por tanto se han logrado generar muchos ingresos.

Volviendo al tema del multirradar, el nuevo aparato ha estado en fase de pruebas durante dos meses a fin de poderlo ajustar correctamente, parece que ha sido una tarea complicada ya que en ocasiones, en vez de fotografiar únicamente al infractor, el radar fotografiaba también al resto de vehículos que circulaban en paralelo. Estos contratiempos se han superado y ahora el nuevo radar hila fino y sólo fotografía a los infractores.

Ahora Madrid destaca en la caza de los infractores de la normativa y legislación de Tráfico, la capital cuenta con 25 radares fijos, cuatro radares móviles en vehículos camuflados y cuatro radares trípode que se cambian continuamente de ubicación. Todo un despliegue de control para cazar a quienes superan la velocidad permitida. Aquí nos facilitan un dato interesante, en lo que va de año (prácticamente todo el año) se han impuesto en la capital 400.000 multas por exceso de velocidad, lo que supone un interesante ingreso para las arcas. No es extraño que sigan invirtiendo en este tipo de sistemas de control.

Los conductores deberíamos concienciarnos y malograr los propósitos de quienes bajo la excusa de mejorar la seguridad, sólo piensan en aumentar ingresos. Si cumpliéramos escrupulosamente las normas de circulación lograríamos que esas inversiones no se amortizasen, lo que supondría un gran varapalo para los deseosos de incrementar los ingresos para las arcas del Estado.

Foto | Metro Centric

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...