El F.B.I considera un problema los coches autónomos de Google

La Oficina Federal de Investigación de Estados Unidos lanza una advertencia sobre los coches autónomos de Google y de cualquier otra compañía, éstos podrían ser utilizados por los delincuentes convirtiéndose en peligrosas armas.

Coches de Google

Hace un par de meses os hablaba de los nuevos coches autónomos de Google, en principio se empezará a trabajar sobre los prototipos a finales de verano y de momento no tienen como finalidad la comercialización, pero sí la captación de socios que quieran implicarse en el proyecto.

Pues bien, hoy puedo saber que el F.B.I considera un problema los coches autónomos de Google, la Oficina Federal de Investigación declara que este tipo de vehículos podrían ser utilizados como armas letales y además podrían revolucionar las persecuciones de los coches de alta velocidad en unos años. El F.B.I predice que estos vehículos tendrán un alto impacto y provocarán cambios significativos en el modo de proceder de las fuerzas del orden y en los criminales.

Se dibuja un escenario de pesadilla, los criminales podrían conducir pero utilizar las manos, por ejemplo, para disparar contra las fuerzas del orden. La autonomía va a lograr una movilidad más eficiente, pero también va a permitir nuevas posibilidades para los delincuentes convirtiéndose en «armas letales». Quizá es algo exagerado, los coches policiales posiblemente podrán equiparse con un sistema que anule la autonomía del coche y lo inmovilice, también podrán integrar algún mecanismo de seguridad que impida a los maleantes utilizarlo con fines que no sean los habituales.

El FBI advierte teniendo en cuenta que es posible que en un plazo de 5 a 7 años el Congreso de Estados Unidos podría aprobar la circulación de los coches autónomos en las carreteras estadounidenses. Lo cierto es que este tipo de coches son una gran solución para reducir los accidentes de tráfico, no les afectarán las inclemencias medioambientales, el cansancio u otras cuestiones que sí afectan a los humanos. Por cierto, con este tipo de vehículos las multas de tráfico podrían desaparecer, posiblemente las administraciones ya busquen fórmulas para seguir recaudando dinero.

La Oficina Federal de Investigación advierte sobre una cuestión que se debe tener en cuenta, por lo que quizá Google y cualquier compañía embarcada en el diseño y fabricación de coches autónomos debería trabajar en sistemas de seguridad que evitaran el mal uso que les podrían dar los criminales. En fin, seguro que tras la advertencia lanzada por la agencia, de este tema se volverá a hablar. Podéis conocer todos los detalles de la noticia a través de este artículo publicado en el periódico digital The Guardian.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...