Samsung Gear S, otro smartwatch con Tizen

El Samsung Gear S es un nuvo smartwatch con el cual Samsung recupera el uso del sistema operativo Tizen, ya usado antes en otro modelo.

Gear S con Tizen

¿De verdad? ¿Otro smartwatch? Todavía no hemos digerido los últimos que fueron anunciados y ya tenemos nuevos terminales entre manos. Si bien hay parte del público que se reserva para la llegada del iWatch, los fabricantes siguen causando sensación con la presentación de nuevos modelos de relojes inteligentes dotados de distintos diseños y sistemas operativos. Samsung, entre muchas empresas, es la que menos clara parece tener las cosas.

Tan pronto lanza un smartwatch con sistema operativo Android Wear, como se pasa a Tizen y vuelve a empezar con terminales de ambas plataformas. Normalmente pensaríamos que en las oficinas de Samsung, ahora que ya tienen su propio sistema operativo, están interesados en apoyar su tecnología. Pero como si le debieran algo a Google, de vez en cuando también ponen a la venta wearables con Android Wear. Y hasta hoy pensábamos que durante un tiempo se iban a limitar a trabajar con Google. Pero la presentación del Gear S nos confirma todo lo contrario.

Porque este wearable, tal y como indicamos, utiliza el sistema operativo Tizen. ¿Qué más lo diferencia de otros smartwatches? Por ejemplo, notamos que su pantalla es un poco más grande de lo habitual. En este caso la compañía ha decidido dotar al dispositivo de una pantalla AMOLED que se caracteriza por ser curvada. Y tiene un tamaño de 2 pulgadas.

Lo que también ha hecho Samsung con este modelo es independizar el smartwatch del uso del smartphone. Es otra de las tendencias del mercado. Eso quiere decir que como tiene cobertura 2G y 3G, si no queremos conectarlo a un smartphone, no resultará necesario. Si lo conectamos tendremos más posibilidades, pero al menos no es algo obligatorio. Otros de sus componentes técnicos incluyen batería de 300 mAh, 512MB de RAM y procesador a 1GHz. Especificaciones que, en suma, son bastante normales.

Sobre los servicios, el reloj sigue la pauta que se ha marcado anteriormente con otros relojes inteligentes de Samsung. Tiene sistema S Health para que nos cuidemos un poco y también dispone del resto de aplicaciones más habituales. Por otro lado, el smartwatch tiene certificación IP67. Esto significa que podemos mojarlo y que también es resistente al polvo, así que si somos un poco activos y solemos salir a la montaña o por lugares complejos, nos aseguramos de que el wearable resista. Se pondrá a la venta en el mes de octubre a un precio que aún no ha sido determinado.

Vía: Samsung

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...