Samsung Gear nos intenta convencer de lo útiles que son los wearable

Samsung publica un anuncio de televisión en el cual demuestra la sincronía de algunas personas y cómo sus wearable ofrecen algo similar.

¿Estamos preparados para que los dispositivos wearable se conviertan en parte de nuestro día a día? Samsung quiere que tengamos tantas ganas de hacernos con un Gear 2 o un Gear Fit que no nos lo pensemos dos veces. Pero nos estaríamos engañando a nosotros mismos si no reconociéramos que hoy por hoy los terminales wearable todavía tienen mucho camino por recorrer hasta llegar al gran público.

Nos resultan dispositivos interesantes, curiosos y atractivos, con muchas posibilidades para convertirse en parte de nuestra cultura y para estar con nosotros en todo momento. Pero hay algo que nos separa de ellos. En las oficinas de Samsung lo saben bien y por ello están comenzando a promocionar sus nuevos terminales a través de anuncios publicitarios que quieren conectar con el público.

Uno de estos anuncios es el titulado Another Me, en el cual descubrimos la historia real de Anais Bordier y Samantha Futerman, que sin tener una relación directa cuentan con una sincronización muy personal, compartiendo algunos de sus gustos más personales. Este nivel de sincronía es lo que intentan transmitir los dispositivos Gear de Samsung.

Dice Samsung que su intención es convertir los Gear en terminales y productos que sean capaces de ofrecer a los usuarios que se encuentren sincronizados con el mundo y que así puedan encontrar a otro yo, esa persona especial con la que coincidan de una manera muy personal. El acercamiento de la compañía coreana a la tecnología wearable cambia drásticamente respecto a lo que hicieron con el Galaxy Gear original. Han optado por algo más humano, más generalista, más cercano al público, algo que puede conectar con los usuarios y hacerles ver que usar un Galaxy Gear puede ser algo que incentive las vidas de las personas de una manera muy personal.

Este año 2014 está denominado como el de los wearable, si bien no hay duda que tendrán que pasar varios años para que sus niveles de ventas igualen al que tienen los smartphones y tablets en la actualidad. Poco a poco iremos empezando a ver cómo los usuarios llevan relojes inteligentes en sus muñecas, bandas deportivas y gafas como Google Glass, además de otros dispositivos que lleguen en el futuro. Son tiempos de cambios y hay que ir acostumbrándose a lo que ofrecen estos productos con los que vamos a ver tan mejorada nuestra vida como cuando los smarpthones comenzaron a ser parte de nuestro día a día.

Vía: Android Central

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...