Las Google Glass no llegarán a tiendas hasta 2014

Las últimas noticias sobre Google Glass hablan de un retraso que provocará que el dispositivo no se ponga a la venta hasta el próximo año.

Google Glass no se lanzará hasta el año 2014

Las noticias sobre Google Glass siguen llegando y no precisamente poco a poco. Este nuevo dispositivo tecnológico de la empresa del buscador más famoso del mundo se ha convertido en una de las modas más recientes del sector, apuntando a que será el regalo buscado por personas de todas las edades cuando se comercialice de forma oficial. Y justamente esta es la pregunta que más se está haciendo el público: ¿cuándo podrá ponerle la mano encima a este invento tan interesante y revolucionario?.

En los últimos días han comenzado a enviarse algunas de las unidades de las gafas Google Glass a los desarrolladores, y es probable que esto dispare la publicación de opiniones en la red para descubrir hasta dónde llegan los aspectos positivos y negativos del invento. La mala noticia es que los usuarios de a pie van a tener que esperar, salvo excepciones, a tener acceso a las Google Glass. Tal y como ha mencionado Eric Schmidt, el principal directivo de Google, ellos nunca han publicado una fecha estimada de lanzamiento. No obstante, el pensamiento popular era que el dispositivo llegaría al mercado a lo largo de este año 2013, aunque fuera a finales de año.

Ahora es el propio Eric Schmidt quien dice que el público tendrá que esperar a un plazo de más o menos un año, lo que nos lleva a 2014, y a un momento del próximo año no determinado. Es comprensible el aplazo del lanzamiento, dado que un dispositivo tan avanzado e innovador como este requiere una larga campaña de prueba con el objetivo de comprobar que hace uso de la mejor tecnología cara a su distribución entre los usuarios de todo el planeta.

Todavía hay mucho camino por recorrer en lo vinculado con Google Glass. El retraso de lanzamiento hasta 2014 tiene la intención de permitir que los desarrolladores realicen sus propias aportaciones y que den su opinión con el objetivo de mejorar la experiencia en su totalidad. Al mismo tiempo, Schmidt comenta, sobre todo en relación a la polémica de la prohibición de Google Glass en ciertos lugares, que este producto va a obligar a que los usuarios desarrollen un nuevo tipo de etiqueta social.

Es decir, si en algún lugar no se puede grabar, habrá que comprometerse a no grabar, ni tampoco hacerlo capturando imágenes constantes de personas que no hayan dado su aprobación. Todo forma parte de una nueva era tecnológica que plantea muchas dudas, pero también muchos posibles avances de los que beneficiarnos de distintas maneras.

Vía: DVICE

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...