Nintendo admite los problemas que tiene con Wii U

Nintendo ha ajustado las previsiones que se había planteado hasta el momento debido a que ve la situación complicada y difícil de mejorar.

Nintendo ajusta sus previsiones

La presión social y el mal momento por el que pasa su consola de sobremesa han terminado provocando que Nintendo reconozca públicamente que las cosas no van bien con Wii U. La situación es tan radicalmente diferente a la que hubo con la Wii original que sorprende y asusta a partes iguales. Si Wii fue la líder de su generación, Wii U está siendo la oveja negra, quedando por debajo de sus rivales y no logrando convencer al público.

A la vista de lo mal que han ido los últimos meses, la compañía ha anunciado que sus expectativas para el año fiscal actual, el que acaba el 31 de marzo, se han reducido. Anteriormente estimaban que Wii U llegaría a unas unidades vendidas de 9 millones. Era una cifra que se creía que resultaba extrema teniendo en cuenta lo que ha hecho con anterioridad Wii U, que desde su salida a final de 2012 no ha conseguido nada demasiado especial. Y debido a ello Nintendo ha estimado de nuevo sus previsiones. De los 9 millones originales han pasado a nada más y nada menos que solo 2,8 millones de ejemplares.

Este es un absoluto ejercicio de sinceridad y autocrítica por parte de la veterana compañía japonesa. La firma ha reconocido por adelantado, para no tener que hacerlo a posteriori, que estiman vender un 69% menos que lo que habían previsto anteriormente.

Esto deja que Nintendo pueda ya respirar tranquila y no tenga que preocuparse demasiado por lo que ocurra en los últimos meses del presente año fiscal. Al mismo tiempo, la compañía también ha aprovechado para reducir las estimaciones de juegos vendidos de la consola. En este sentido la previsión optimista original de 38 millones ha terminado reduciéndose hasta un total de solo 19 millones.

Satoru Iwata, presidente de Nintendo, ha comentado que el mal resultado de la consola Wii U se encuentra provocado por dos motivos: las malas ventas de la máquina en Europa y Estados Unidos, así como la rebaja de precio en los dispositivos. En el mercado japonés Wii U sí que está logrando abrirse camino, cada vez más, pero no es suficiente para solucionar el año fiscal, que va a terminar de una manera negativa para lo que significará el futuro de la compañía. De todas formas, para el siguiente año fiscal sí que se cree que Wii U mejorará, sobre todo por la gran cantidad de juegos exclusivos que llegarán a esta consola de sobremesa.

Vía: Nintendo Japan

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...