Halo 3, la saga continúa

Halo 3Millones de personas estaban esperando la llegada de Halo 3. Desde hace meses, los chicos de Microsoft nos bombardeaban con todo tipo de publicidad del juego estrella en Xbox 360. Las páginas de las principales revistas especializadas no hablaban de otra cosa, y es hoy cuando, después de haberlo probado os contamos la pequeña decepción que ha supuesto Halo 3 en la redacción de Gameover. La cuestión es si realmente el título de Bungie está a la altura del “hype” del que ha sido objeto.

Halo 3Bungie declaraba hace no mucho tiempo que Halo 3 era el mejor juego que nunca habían creado. Sin embargo, las últimas apariciones del Jefe Maestro en su versión para la séptima generación de consolas nos planteaba serias dudas: Gráficos decepcionantes para un título de tanta envergadura y una jugabilidad sin novedades aparentes, el nuevo Halo no parecía ser tan distante de su antecesor. Algo que tampoco es tan grave si puntualizamos que Halo 2 continúa siendo la referencia en muchos aspectos.

Halo 3El frustrante final de Halo 2 dejaba una situación muy poco alentadora. La campaña de Halo 3 comienza justo después de la caída del Jefe Maestro sobre la atmósfera. No sabemos demasiado sobre cómo ha podido llegar hasta nuestro planeta. Hilvanado mediante secuencias cinemáticas, tal y como corresponde a lo que conocíamos anteriormente de la franquicia. Una historia que peca de una narración poco ordenada, que hace difícil entender la situación a los jugadores que no conozcan las anteriores entregas. Un estilo narrativo torpe, que a base de intentar aportar tensión dramática al conjunto termina resultando cansino. En cualquier caso, el punto de partida de Halo 3 se revela extremadamente clásico, sin verdaderas sorpresas terminando con una secuencia decepcionante.

Halo 3Estructuralmente, la última campaña del Jefe Maestro es muy similar a las anteriores entregas. Son diez capítulos, que nos llevan unas ocho horas de juego, aunque si elegís el modo de dificultad normal en seis o siete lo habréis terminado. El título nos ofrece la posibilidad de rehacer la campaña en modo cooperativo en el servicio Live, en LAN o a pantalla partida. Esta opción no es muy recomendable porque el juego pierde fluidez. La campaña es bastante cañera, y en ella se mezclan secuencias de disparo continuo con fases de conducción emocionantes. Halo 3 no puede colocarse en el mismo nivel que las anteriores entregas, esas escaramuzas que nos ponían el corazón en un puño han sido sustituidas por batallas muy abiertas que implican a muchos enemigos y vehículos. Algunos niveles hacen gala de un escenario tan abierto que nos permiten disfrutar de los cacharros del título. Aún así, la estructura del juego es demasiado lineal y las situaciones se repiten hasta la saciedad.

Halo 3Esto último puede parecer el típico reproche facilón a un blockbuster como Halo 3, sin embargo, cruzar un nivel para cumplir un objetivo para luego enterarnos de que es necesario dar la vuelta en sentido contrario, recorrer las mismas salas (en las que vuelven a aparecer enemigos contra toda lógica) termina irritando al más pintado. Esta situación se repite hasta cinco veces en el modo campaña, hasta el punto de que nos hemos preguntado hasta qué punto no puede ser una estrategia de Bungie para alargar la vida del título. Aún así, el juego es interesante, nos mantiene en tensión y los controles resultan muy intuitivos. Una diferencia interesante con respecto a sus antecesores reside en el uso del botón X para desplegar dispositivos especiales como la burbuja protectora, impermeable a los tiros pero no a la incursión de un enemigo. El botón en cuestión nos permitirá también utilizar minas anti-persona, granadas, bombas que absorben la energía de los escudos y un módulo antigravitatorio, una especie de trampolín futurista que permite alcanzar zonas que pueden parecer inaccesibles.

Halo 3A ello hay que sumar todo un arsenal variado y perfectamente equilibrado. Mucho ojo a la potencia destructiva del Needler, que hará la competencia a la Energy Sword. También se han incluído armas pesadas que nos recuerdan mucho a lo visto en Lost Planet. Combatir con dos armas en las manos es siempre posible, pero con un fusil de combate y los 3 tipos de granadas del juego podemos ser igual de eficaces. Se han añadido nuevos vehículos espectaculares, alguno ya pudimos verlo en la Beta. Y lo mejor de todo es que este equipamiento también lo tenemos disponible en el modo multijugador. Verdadero atractivo de Halo 3. Es aquí donde los chicos de Bungie han hecho las cosas a lo grande, con doce mapas perfectamente equilibrados. Se han mantenido los modos de juego más populares de Halo 2 y se han incorporado ciertas novedades. Se ha hecho especial hincapié en la personalización de la partida, donde podemos editar todos los objetos del nivel. En este sentido, es posible construir el mapa soñado. El sistema es práctico e intuitivo.

Halo 3Halo 3 tiene todos los ingredientes necesarios para convertirse en el juego de referencia para el Xbox Live. Divertido, agradable y completo, el título conserva todos los elementos de sus antecesores. También es cierto que Halo 3 no está a la altura de lo que se ha venido anunciando, con una realización decepcionante y una campaña desagradable por momentos, el juego sufre de numerosas lagunas y escasa duración. Aunque es en el multijugador donde vamos a perder el poco tiempo libre que nos queda en el fin de semana.

Gráficos: 75/100
Desde un punto de vista puramente técnico, Halo 3 resulta decepcionante. Mucho aliasing, texturas groseras e incluso bugs en la visualización y en el sistema de colisiones. Lo salvan el diseño tan particular de la saga a la que pertenece y algunos efectos visuales novedosos. Halo 3 podría haber sido mucho más a nivel gráfico y tendrá dificultades para aguantar las comparaciones con otros títulos del género en la misma consola.

Sonido: 95/100
Se han reciclado muchas melodías de la anterior entrega para la banda sonora de Halo 3. Aún así es fantástico. El modo campaña coge fuerza precisamente gracias a estas composiciones épicas.

Jugabilidad: 90/100
Aquí es donde encontramos al gran Halo. Los controles son intuitivos y de gran precisión independientemente del vehículo que estemos utilizando. La campaña para un solo jugador es muy mejorable y la puesta en escena tan asmática y el diseño de los niveles tan poco inspirados no acompañan.

Duración: 85/100
En este sentido todo depende, si nos vais a jugar en el Xbox Live la nota habría que rebajarla hasta los sesenta puntos. Pero si os gustan las batallas en el multijugador, Halo 3 es vuestro juego. Numerosos modos de juego y un interfaz revisado dan para bastantes meses.

Valoración general: 85/100
Hay demasiado desequilibrio entre una campaña anodina y el mejor modo multijugador de todos los tiempos. En cualquier caso, Halo 3 dejará un regusto amargo en el fondo de los paladares de los gamers más exigentes. Puede que incluso triste, sabiendo que es la última aventura del Jefe Maestro. La verdadera historia de Halo 3 sólo tiene sentido en el Live.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...