Preview: Mario Tennis Aces, la reinvención del clásico deportivo de Nintendo

En Mario Tennis Aces tendremos la oportunidad de encontrarnos con un juego profundo lleno de posibilidades.

deportivo de Nintendo

Durante el último fin de semana hemos tenido la oportunidad de quemar las pistas de tenis disfrutando del torneo de prelanzamiento de Mario Tennis Aces que se ha ofrecido como demo gratuita a través de la eShop de Nintendo Switch. Como fans de la sub-saga Mario Tennis teníamos muchas ganas de ver hasta dónde había llegado la compañía en lo relacionado con darle a esta nueva entrega un toque de interés, dado que todos recordamos que el juego precedente: Mario Tennis: Ultra Smash, de Wii U, no fue demasiado exitoso. Pero el tiempo pasado entre 2015 y 2018 ha ayudado a que Nintendo haga los deberes y ofrezca, al menos por lo que hemos podido probar hasta ahora, una experiencia más sólida y satisfactoria a todos los niveles.

Hagamos un poco de memoria

Mario compite en muchos deportes desde tiempos inmemoriales y es parte de lo que ha hecho que Nintendo obtenga tan cuantiosos ingresos y beneficios a lo largo de los años. Es un hombre polivalente que hace prácticamente de todo. En el tenis entró primero como árbitro en el juego Tennis de 1984, pero parece que esa experiencia le picó el gusanillo, porque unos años más tarde se olvidaría de todos los prejuicios sobre su físico y saltaría al campo para jugar con sus amigos de aventuras. Ese primer momento en el que vimos a Mario agarrar la raqueta fue con Mario’s Tennis en el año 1995, momento en el cual el debut sirvió también para acompañar la salida del dispositivo Virtual Boy (que todos sabemos que fue un sonoro fracaso…).

Cinco años más tarde volveríamos a ver a Mario con la raqueta en Mario Tennis para Nintendo 64 y Game Boy Color, que se convirtió en un gran éxito entre el público. Uno de sus grandes factores se encontró en la presencia de un modo historia que cambió todo lo que entendíamos como juego deportivo, al menos en la versión portátil. De su desarrollo se encargó Camelot Software Planning, que dejó huella por medio de una jugabilidad muy adictiva y competente. En ese momento habíamos visto nacer otra subsaga de éxito que tendría continuidad durante años.

Pasaron cuatro años y nos encontramos con Mario Power Tennis, que se lanzó en 2004 para la consola GameCube y que luego tuvo una adaptación a Wii con los controles modificados para el aprovechamiento de los wiimotes. Esta entrega también fue bien recibida y aunque no se ha convertido en una edición tan clásica como las anteriores, sí que ha conseguido ayudar a que la subsaga siga en forma. En el año 2010 se lanzó en la Consola Virtual el Mario Tennis de Nintendo 64 y 2013 llegó el de Game Boy Color, permitiendo que una nueva generación disfrutara de estos dos grandes clásicos.

En 2005, siguiendo la salida de Mario Tennis en GameCube, se lanzó Mario Tennis: Power Tour para la portátil Game Boy Advance, que también fue recuperado en Consola Virtual en 2014. Camelot les daba a los usuarios lo que querían: otro modo historia lleno de diversión y horas de jugabilidad. El tiempo pasó y mientras Mario Tennis estaba en parada los jugadores deseaban volver a tener la oportunidad de pelotear con el bigotudo y sus amigos. Así pasamos hasta el año 2012, en el cual fue el momento de Mario Tennis Open para Nintendo 3DS. Quizá había pasado demasiado tiempo sin que la saga estuviera activa, quizá el público había perdido el interés en el tenis o cualquier otra cosa. La cuestión es que había que darle un empuje a la marca para que pudiera recuperar la magia del pasado.

Mario Tennis para Switch

La intentona vino con Mario Tennis: Ultra Smash en 2015, que se intentó convertir en el juego que revitalizara la subsaga en Wii U. La mala noticia es que se dieron dos factores importantes. El primero: que no había tantos usuarios de Wii U como se podría haber imaginado. El segundo: que el juego no terminó de cuajar por los cambios que se realizaron en su jugabilidad y la manera en la que se simplificó la experiencia, causando que los fans más exigentes no encontraran en el juego aquello que estaban buscando. Con este tropezón la situación era todavía peor a la anterior y para Mario Tennis Aces había que trabajar aún más duro en crear un título de calidad que pudiera dejar unas buenas sensaciones. Después de haberlo jugado en su torneo de demo, ¿qué podemos decir exactamente sobre lo que ofrece Nintendo y Camelot Software Planning en este caso?

Un torneo para ir entrando en calor

Nos alegra que se realicen iniciativas como la de ofrecer un torneo previo al lanzamiento de forma totalmente gratuita desde la eShop porque demuestra que Nintendo está entendiendo la manera en la que se debe aprovechar de un mundo en el que “todos” tenemos acceso a Internet. Lo único que han tenido que hacer es ofrecer una demo jugable con varios personajes (desbloqueables y todo, lo cual es bastante impactante) y permitir que juguemos tanto contra la computadora como contra otros usuarios a modo de torneo online. Ha sido una idea ambiciosa y muy adictiva, dado que pocas empresas nos han ofrecido tal envergadura de propuesta antes de un lanzamiento, especialmente si hablamos de un juego deportivo. Para Nintendo ha sido una forma de hacer las paces con el público después de las críticas que recibió la compañía con el juego de Wii U.

Lo que vemos a primera vista es que Mario Tennis Aces tiene mucho más trasfondo de lo que podríamos esperar, una jugabilidad más elaborada y un concepto de tenis que resulta más jugable y menos sencillo. En los últimos años hemos visto juegos que se enfocaban de una manera extrema en simplificar la jugabilidad para que todo el mundo pudiera competir en igualdad de condiciones. Por suerte, nos da la sensación de que en esta entrega las bases han cambiado y que finalmente recibimos una dosis de profundidad y de reto que atraerá a los usuarios más experimentados y a los que gustan de entrenar durante horas.

Lo primero que hace el juego es meternos dentro de un tutorial que va desde lo más simple, esos consejos que dices “venga va, que no soy tonto” hasta los complicados con los que nos enseñan mil formas de hacer disparos especiales (saturación máxima). Cuando salimos del tutorial nos metemos de lleno en la posibilidad de competir contra la computadora o contra otros jugadores en los minitorneos que se han organizado de forma online. Nos ha gustado que la competición se desarrolle como en cualquier torneo oficial, disputando partidos a medida que derrotamos rivales y nos enfrentamos contra jugadores cuya habilidad desconocemos.


En estos primeros encuentros se puede ver que el juego tiene una profundidad elevada, permitiendo que los usuarios disfruten de una jugabilidad exquisita en la cual no sirve con pulsar botones para pelotear. A los jugadores poco avezados se les ve a la legua y se marca mucho la diferencia de nivel entre los distintos usuarios. Y los experimentados demuestran rápidamente que están listos para todo. También se puede ver fácilmente quiénes han entendido las bases de la jugabilidad de este nuevo título y los usuarios que ya dominan todos los movimientos especiales. La diferencia de habilidad puede ser drástica en algunos casos, pero reconforta si lo que buscamos es profundidad jugable. A la hora de la verdad esperemos que se incorpore un buen sistema de matchmaking para que los jugadores no tengan que aburrirse por ver que siempre pierden ante todos los rivales con los que se encuentran.

Todo lo que hemos visto en Mario Tennis Aces nos ha complacido a un buen nivel en estos momentos. La variedad de tiros disponible es enorme y hay muchas posibilidades para que el ritmo de partido se personalice dependiendo de nuestra habilidad. Los personajes están muy bien representados, gráficamente es bonito y fluido, y el apartado sonoro acompaña sin hacerse pesado. Por ahora podemos decir que Mario Tennis Aces nos convence. Ya veremos cuando le echemos el guante a la versión completa.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...