Con la muerte de las pantallas CRT los arcades clásicos dirán adiós

Los productores de pantallas CRT echan el cierre y esto evitará que se puedan seguir fabricando arcades clásicos.

El paso del tiempo nos permite disfrutar de nueva tecnología y de dispositivos modernos que lo cambian todo a nuestro alrededor. Pero esos progresos también significan que la tecnología del pasado, lo que consideramos retro (y que cada vez es más hipster), se va quedando obsoleta. Algunas veces no hay problema en recuperarla, pero en otras ocasiones se convierte en un proceso virtualmente imposible. Y eso es justo lo que pasará en un futuro inmediato con los arcades clásicos.

Entendemos arcade clásico como esas máquinas recreativas con joystick y botones de las que disfrutábamos en los 80 y los 90. Si no conocéis esa España en la cual cada pocos metros tenías una sala de máquinas donde gastar monedas de cinco duros y pasar un rato formidable lamentamos deciros que os habéis perdido una fantástica versión de nuestro país. Al menos podéis remediarlo viajando a Japón, donde todo sigue igual que en los 80 en este sentido. Pero en cualquier caso, eso es una máquina arcade, esas clásicas recreativas de juegos que sentaron cátedra como Pac-Man, Galaxian, Operation Wolf o Street Fighter II, entre muchas otras.

En el título nos referimos a su adiós tal y como las conocimos en su época de gloria debido a que las pantallas CRT han anunciado su muerte y sin ese componente las máquinas arcade ya no volverán a ser iguales.

La información viene de la mano de Dream Arcades, el actual mayor proveedor de pantallas CRT para recreativas del mundo. Hasta ahora habían mantenido su negocio de forma estable, sorprendidos por el alto volumen de peticiones que se suelen hacer desde ciertas industrias, pero en los últimos meses se han encontrado ante una difícil situación. Cuentan que la última empresa con la que trabajaban para fabricar las pantallas ha vendido su propiedad a una entidad china y esta no tiene conocimiento ni medios para continuar con el trabajo que hacían. Y eso significa el final.

Al parecer, el proceso de fabricación de una pantalla CRT es complejo y se requiere no solo una gran habilidad manual, sino también determinados elementos que no es fácil tener ni usar. Por eso se ha convertido en un lastre que no se va a poder superar, conllevando a que ya no se puedan fabricar más arcades con los monitores originales. En su lugar habrá que usar monitores LCD, que dan el pego pero sufren problemas, como tener una tasa de refresco inferior y el maldito tearing.

Posiblemente usuarios generales y quienes no tengan mucha experiencia con los arcades no notarán el cambio entre el uso de una pantalla CRT y una LCD, pero los puristas sí lo harán. Además, es fácil saber que ya no se podrán replicar los arcades clásicos de forma fidedigna, sino que serán diferentes en cuanto a su pantalla y, por ejemplo, para un museo no serían piezas válidas. Se ganará algo, eso sí, dado que el conocimiento común es que las pantallas CRT son demasiado tóxicas y no resulta muy positivo tenerlas cerca a corto y largo plazo.

arcades clásicos

Pero con esta situación, tenga aspectos positivos o negativos, estaremos perdiendo algo que siempre ha estado a disposición de los expertos que fabrican o restauran recreativas. En España, por ejemplo, hay varios grupos que se dedican a restaurar máquinas como estas que realizan un trabajo espectacular y que ahora tendrán que lidiar con la ausencia de estos monitores. Por otro lado, está por ver si esto no evita que algunos juegos desaparezcan en su totalidad. Por ejemplo, los arcades antiguos que funcionaban con periféricos a modo de pistola no funcionarán con pantallas LCD al no tener el mismo sistema de compatibilidad.

Dicen en Dream Arcades que les queda un puñado de monitores CRT, alrededor de unos 30, y que una vez se les agoten cerrarán esa parte del negocio para continuar con el trabajo en la venta de otros componentes. Así que no sabemos si estáis metidos en este mundillo o si tenéis pensado restaurar una máquina de Ms. Pac-Man, pero quizá sería interesante echarle un vistazo a lo que todavía tengan en stock. Mientras tanto junto a esta noticia hemos querido incluir un vídeo que muestra cómo se fabrica uno de los elementos principales de las pantallas CRT.

Y tanto si habéis jugado con los arcades originales en la época como si los estáis descubriendo ahora, os recomendamos que no dejéis pasar la oportunidad de echaros alguna que otra partida. Como decíamos, en Japón son frecuentes en las calles y en Estados Unidos también existen todavía bastantes salas de juego (algunas de ellas convertidas en bares o cafeterías dirigidas a un público friki). En España los espacios que ocupaban estos arcades han pasado a ocuparlos otros negocios, como las salas de tragaperras y apuestas, que no hay duda de que proporcionan un mayor beneficio para sus propietarios.

Vía: YouTubeGizmodo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...