Samsung se viste de gala con la presentación del Galaxy S20

Hablamos de la presentación de los tres Galaxy S20 y de las distintas características que ofrece cada uno de los modelos.

Samsung se viste de gala con la presentación del Galaxy S20

Hace unas horas se ha llevado a cabo la realización del evento Unpacked, en el cual Samsung ha presentado por todo lo alto la nueva generación de su flagship. El Galaxy S20 y sus hermanos Pro y Ultra dejan de lado la numeración habitual para que el mercado vea que el salto cualitativo que se produce respecto al S10 es notable, suficientemente alto como para que lo tengamos muy en cuenta. La misión de la empresa coreana es superar al nuevo iPhone y confirmar la fuerza de Android y su alianza con Google por mucho que algunos fabricantes estén planteándose saltar al ataque con una alternativa.

Hay mucho que decir acerca de estos tres terminales que acaba de mostrar Samsung, así que os invitamos a tomar asiento y disfrutar del viaje. Lo primero es dejar clara la diferencia de pantalla entre cada modelo. Mientras el modelo básico, el Galaxy S20, tiene una pantalla de 6,2 pulgadas, este volumen crece en el modelo Plus, que la tiene de 6,7 pulgadas. Y todavía crece más en el modelo Ultra, cuya pantalla es de 6,9 pulgadas, acercándose de forma imponente al tamaño estándar de muchos de los tablets más vendidos tiempo atrás. Los tres modelos llegarán a las tiendas a inicios del mes de marzo incluyendo la última tecnología del mercado y destacando sobre todo por su potencia de cámara.

Porque la cámara parece que ha vuelto a primer plano de la revolución smartphone. A la vista de que estamos llegando a un punto de atascamiento en cuanto a tecnología móvil, lo que hace Samsung de momento es abrazar la mejora de las cámaras como arma de batalla.

Por supuesto, no se les puede culpar a la vista de cómo está evolucionando el mercado. Mientras en paralelo hay una nueva oleada de móviles de diseño plegable que buscan la atención de los usuarios, posiblemente con pocas posibilidades de asentarse como el estándar, lo que hacen las marcas es mejorar lo que se puede mejorar de los diseños ya conocidos. Y la cámara sigue siendo un elemento que se puede mejorar con funciones adicionales, más megapíxeles y características que suenan fenomenal, pero que posiblemente los usuarios no van a usar de forma frecuente.

Galaxy S20 modelos

Las cámaras

Hay una diferencia importante entre las cámaras que incluyen el modelo S20 y el S20 Plus y el Ultra. La gama alta, la del Ultra, es la que dispone de la gran tecnología que ha sido protagonista de todas las miradas durante la conferencia que ha realizado Samsung. No nos emocionemos con el S20 si esperamos los 108 megapíxeles, porque esto es algo a lo cual solo tendremos acceso en el modelo Ultra. A diferencia de esto, el sensor principal que nos encontramos en el modelo S20 y el Plus es de 64 megapíxeles. Que tampoco está nada mal, pero no es la revolución de la que sí hace gala el Ultra. No obstante, tampoco nos deberíamos apenar si tenemos en cuenta que es posible que no vayamos a utilizar toda la potencia de esta tecnología. Y por otro lado, aún hay mucho que explicar acerca de cómo se está llegando a estas cantidades de megapíxeles tan surrealistas, dado que sí se ha desvelado que se obtienen combinando distintas imágenes que se capturan con un buen número de lentes. Lo que queremos decir con esto es que la comparativa de megapíxeles entre las cámaras profesionales y las cámaras de los móviles ha terminado. Ya no se pueden comparar los megapíxeles de ambos tipos de hardware debido a que se hace uso de una tecnología diferente.

Esta misma diferencia entre modelos la vemos en el sistema de zoom. La barbaridad de los 100 aumentos, que como Samsung mencionó en el evento convierte al móvil en algo más parecido a un telescopio, solo está disponible en el modelo Ultra. Por su lado, en el Galaxy S20 y en el Plus lo que tendremos a nuestra disposición será un zoom de 30 aumentos. Otra diferencia la veremos en la cámara selfie, de 10 megapíxeles en los dos modelos inferiores y de 40 megapíxeles en la versión Ultra.

La capacidad de grabación va a ser la misma en los tres modelos: pudiendo grabar vídeos en resolución de 8K con una tasa de 24 marcos por segundo que ofrecerá resultados de primera línea. Como se comentó en el evento Unpacked, la facilidad para transmitir los vídeos a una televisión o a YouTube será inmediata. No dejemos de lado que Samsung es fabricante de televisiones, que siempre apuesta por las conexiones inmediatas y que además la compañía está reforzando sus relaciones con Google.

Características comunes para los tres modelos

Por suerte, parece que las grandes diferencias entre modelos se van a limitar a lo referente a la cámara tal y como hemos mencionado. Esto va a ser un alivio para los usuarios que no estén preparados para saltar a un modelo de casi siete pulgadas, pero que aún así quieran disfrutar de tecnología de gran potencia. Por ejemplo, en los tres modelos la pantalla tiene un refresco de 120Hz, lo que significa un salto muy importante en comparación a la media habitual del sector, en el cual es más frecuente una tasa de 60Hz. Si queremos hacer comparaciones, para que veamos la burrada que supone este rasgo también para un smartphone, lo que hay que decir es que el dispositivo más cercano que tiene la misma tasa de refresco es el iPad Pro. ¿Sabéis lo que significa esto para un smartphone? Resulta un avance enorme que sobre todo notaremos en experiencias de gaming y reproducción de contenidos multimedia, entre otras cosas.

Lo bueno, y como decíamos, es que esta característica es aplicable a todos los modelos y no solo al Ultra. Eso sí, con una tasa de refresco como esta lo que necesitan los tres modelos de móvil es una gran batería. En este sentido Samsung introduce una capacidad de 4000 mAh en el modelo S20, una de 4500 en el S20 Plus y una de 5000 mAh en el S20 Ultra. La buena noticia es que los tres modelos también disponen de sistema de carga rápida de 25 vatios, superando a lo que ofrece el iPhone en su última gama, ofreciendo 18 vatios. La gran potencia de los modelos se reforzará con 12GB de memoria RAM estandarizada en los tres modelos (aunque con opción a 16GB en el Ultra) y almacenamiento de 128GB en el modelo básico o de 128GB o de 256GB en las versiones Plus y Ultra.

Los tres terminales ofrecen memoria expansible hasta 1TB, conector USB-C, ausencia de conector para auriculares y soporte de 5G en todos los modelos, aunque con algunos matices. También es común en los tres modelos la resistencia al agua con certificación IP68, manteniéndose la mayor parte de los rasgos que móvil tras móvil damos por sentados en cuanto a la tecnología de la que hacen gala los nuevos terminales.

galaxy-s20_highlights_battery

¿Merece la pena el modelo Ultra?

Esta es la pregunta que se hacen los usuarios y quienes siempre tienen curiosidad por tener en sus manos lo último de lo último. ¿De verdad merece la pena la adquisición del modelo Ultra? Sobre el papel tiene una cámara que es una auténtica bestia. Y eso podría atraernos suficiente para comprar el terminal. De momento nosotros no hemos tenido la oportunidad de probarlo, pero sí que nos hemos empollado las opiniones de algunos de los periodistas que han estado en el evento y que han tenido la ocasión de ver el dispositivo. Por un lado, el diseño exterior en la parte trasera parece un poco excesivo y no tan cómodo como se podría imaginar por la forma en la que el panel de la cámara sobresale de la carcasa.

Por otro lado, el zoom no funciona tan bien como nos lo han pintado en la presentación. Eso de «mira allá lejos y alucina con el telescopio-móvil que estoy usando» queda un poco para causar sensación y ovación en la presentación. En la realidad el zoom, usado al máximo, lo hace todo demasiado forzado y pixela la imagen de forma significativa. Lo bueno es que dicen los periodistas que lo han probado que reduciendo el zoom a 30 o 50 aumentos el resultado mejora mucho, así que imaginamos que con el S20 y el S20 Plus las sensaciones serán positivas en su totalidad.

De las cámaras, en términos globales, se ha destacado la presencia de la función Single Take, la cual utiliza de manera simultánea los distintos sensores de la cámara para hacer un trabajo múltiple que resulta sorprendente. Esto significa que cuando usemos esta función no solo haremos una foto normal, sino que también se hará la foto en el modo ultrawide o con distintas opciones de personalización. Y si lo que estamos haciendo es usar el Single Take en función de vídeo, el resultado será aún mejor, dado que se grabará el vídeo en el modo normal, con la marcha atrás, la marcha adelante y otras opciones similares para que luego las veamos todas y decidamos si nos queremos guardar una o varias de ellas.

Volviendo al asunto del que hablábamos en este apartado, el Galaxy S20 Ultra es más un phablet que un smartphone. Los phablets tuvieron su momento, pero no se instauraron como la norma. Para los usuarios suelen ser «demasiado grandes» y Samsung lo sabe perfectamente. Por nuestra parte, por lo que hemos visto hasta el momento, lo que nos parece el modelo Ultra es un caramelo para quienes busquen una bestia de gran rendimiento y potencia, pero no tanto para los usuarios que están en busca de un nuevo smartphone para llevar en el bolsillo. Pero en cualquier caso, esta no va a ser la última vez que hablemos de los Galaxy S20, así que atentos.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...