Review: Huawei P9, la cámara con la que soñabas

El Huawei P9 es un smartphone que encuentra en su sistema de sensor dual su principal característica para convertirse en un gran terminal.

p9

Utilizar el subtítulo “la cámara que soñabas” en una review de un smartphone no acaba de tener mucho sentido. Porque no olvidemos que estamos hablando de un móvil y no de una cámara. Pero es cierto que se está llegando a un punto en el que los móviles son mejor que algunas cámaras en cuando a rendimiento y facultades, lo que nos ha llevado al titular. Lo cierto es que este nuevo terminal de Huawei destaca en gran medida por la configuración de cámara de la que dispone, que ofrece la tecnología Dual que ya habíamos visto en otros móviles antes, aunque nunca con tanta fuerza.

La cámara con la que soñaba Huawei

Hace tiempo Huawei dijo y demostró a través de varios dispositivos que tenía la intención de ser la número uno en la fabricación de móviles con buenas cámaras. Ellos no quieren hacer sensores, pero tenían bastante claro que Sony no era la opción con la que trabajar. Al fin y al cabo, parece que todos los fabricantes acaban recurriendo a Sony cuando quieren buenos sensores. Y Huawei no podía limitarse a más de lo mismo si quería marcar tendencias. Al final lo que estaba en su cabeza era lograr que se diera forma a un buen sensor dual que triunfara por encima de los sensores tradicionales. Así, mientras la fórmula clásica del sensor de cámara apuesta cada vez más por aumentar los megapíxeles, lo que quería Huawei era doblar los megapíxeles de una manera paralela.

Porque parece que de seguir aumentando los megapíxeles llegaríamos a un punto en el cual no habría retorno. ¿Cómo se mejora una cámara de móvil cuando los megapíxeles han alcanzado su tope máximo? Eso será algo que acabará ocurriendo. Y Huawei, antes de verse entre la espada y la pared, quiere potenciar otras posibilidades. En este caso, como hablábamos, lo que quiere hacer es que el soporte Dual de cámara sea la norma, lo que demuestra que vale más la calidad que la cantidad.

Los sensores de la cámara son de 12 megapíxeles en la parte trasera, combinándose de manera que se pueden hacer vídeos y fotos de una manera sin precedentes. Pero no es fácil entender el funcionamiento de una cámara dual y mucho menos de una tan potente. Los dos sensores tienen la misma potencia de 12 megapíxeles. Uno de ellos es RGB y sigue la misma base que cualquier otro sensor de cámara. El otro es monocromo. ¿Monocromo? ¿Para qué narices queremos un sensor que haga fotos en blanco y negro? Eso se supone que lo pueden hacer los filtros que ponemos en las cámaras de otros móviles. Que venga alguien aquí y nos lo explique por favor.


Pero tranquilos, porque todo tiene su explicación. La parte técnica de los sensores de cámara es más compleja de lo que podamos creer. Realmente es compleja, sobre todo cuando pensamos que una cámara sirve para hacer fotos y vídeos, sin más. Pero expliquemos las cosas un poco. Para hacer fotos y vídeos la información es vital. Y la información la captan los sensores. En especial el sensor monocromo es el que se ocupa de obtener la mayor cantidad de información, analizando la escena y proporcionando un buen cúmulo de datos que la cámara sabe aprovechar bien. ¿Os habéis enterado de algo? Pues esperad, que aún no hemos acabado con el galimatías.

Cuenta Huawei en una de esas declaraciones que entusiasman que si combinamos los dos sensores (que viene a ser lo bueno, porque para hacer fotos en blanco y negro… compramos otro móvil) vamos a conseguir captar muchísima más luz que con otros teléfonos. En comparación al Galaxy S7 de Samsung nos llevamos un 70% más de luz. Y en comparación al iPhone SE, mucho ojo, porque se capta un 270% más de luz. Y es uno de esos porcentajes que no es fácil entender demasiado bien, ¿por qué a cuanto equivale un 270% de algo? A mucho, eso sin duda.

El secreto del sistema Dual está en utilizar los dos sensores a la vez, momento en el cual cada sensor hace una foto y luego se combinan. El resultado es “el doble mejor” que si usáramos un sensor único normal, aunque lo decimos un poco por decir. Quedaros con que es mucho mejor de lo normal. Así que ante los bloqueos y obstáculos que supone seguir mejorando las cámaras de los móviles, esta solución es la opción idónea y algo en lo que posiblemente comiencen a trabajar otros fabricantes. Al menos esa es la impresión que nos ha proporcionado la presentación del móvil.

¿Y qué más hay que saber de las cámaras?

Todo esto es buena teoría, de esa que lees una vez y luego no olvidas, a ser posible, en mucho tiempo. O al menos se te queda la impresión de que las cámaras duales del Huawei P9 son un gran avance. ¿Pero la cosa funciona? La pregunta es buena, hay que reconocerlo. Y sí, funciona. Está comprobado que las fotos que vais a conseguir con el dispositivo están por encima de lo que podáis imaginar. El iPhone, los Galaxy y otros móviles se tienen que preocupar. Pero no penséis que todo esto implica que el smartphone tenga dentro una cámara que esté a la altura de lo que ha ofrecido Leica en sus cámaras independientes.

Cámara de Huawei P9

Vayamos por partes. Sony fabrica cámaras estupendas y luego hace sensores de móvil estupendos. Leica fabrica cámaras increíbles y hace sensores de móvil estupendos. ¿Entendéis la diferencia? Las cámaras de Leica, las buenas, pueden llegar a costar 5000 euros. Como podéis imaginar, la cámara que el fabricante le proporcione a Huawei no va a tener la potencia de una de sus cámaras de gama alta. So cosas distintas. Está claro que el talento de Leica se nota y que la buena mano de la compañía está representada en el terminal, pero no hay que confundirse e imaginar que el Huawei P9 tiene una cámara tan, tan, tan salvaje como podría imaginarse.

Otra duda que se os puede pasar por la cabeza es si lo de tener dos sensores de cámara le pasará factura al terminal. Es decir, si en algunos móviles usar la cámara produce un ralentizado, al menos en los viejos y menos potentes, en este caso con un sensor doble podría ocurrir que el sistema no funcionara de forma muy ágil. No obstante, esto no ocurre en el Huawei P9, porque sí es verdad que el sistema es más exigente, pero al mismo tiempo la potencia del terminal es más elevada. Así que en la práctica no hay nada que temer ni nada que vayamos a notar mientras usamos el móvil.

Hay otras cosas que también importan

Sí, sí, hay más cosas que nos importan del Huawei P9. Queríamos que la mayor parte de la review tratara sobre la cámara, porque es lo que caracteriza al móvil principalmente. A Huawei también le está gustando partir de ese concepto y no vamos a ser nosotros los que vayamos en contra de eso. Pero al hablar tanto de la cámara da la sensación de que los demás rasgos del móvil no son demasiado avanzados… un gran error a la vista de lo que proporciona el Huawei P9. Hay varios modelos, pero hablaremos del más avanzado, para no liar la cosa demasiado.

La memoria RAM ha ido mejorando en los últimos móviles y ya se está estableciendo la necesidad de llegar de una manera obligatoria a los 4GB. Es lo que consigue este móvil en cuestión, aunque la versión sencilla tiene 1GB menos. Con 4GB la potencia está más que asegurada y llega a unos niveles que impresionan. Cuando pensábamos que no necesitaríamos 4GB nunca, los últimos smartphones nos han demostrado que resulta que sí los necesitamos. El Galaxy S7 ya nos lo dejó claro, así que nos estamos acostumbrando a lo bueno. ¿Y de almacenamiento cómo va la cosa? La expansión externa es de 200GB como máximo y la interna de 64GB.


No dejamos de lado el procesador, un Snapdragon 820 que funciona de manera muy fina. Y por cierto, no habíamos hablado de la pantalla, que se trata de un modelo de 5,1 pulgadas. Todos estos rasgos se potencian en la versión Plus del smartphone, de la cual no hemos hablado, pero que se trata de un reflejo con una pantalla un poco más grande. Básicamente todo sigue el mismo camino, sobre todo en el tema de la cámara, lo que evita que tengamos que seguir hablando de ello.

El Huawei P9 está que arde

De precio la cosa está muy bien servida llegando a un precio de 650 euros en la versión en la que nos hemos concentrado. Están a punto de ponerse a la venta, puesto que la previsión es que lleguen el día 16 de este mismo mes de abril. Todos los modelos van a estar listos al mismo tiempo y tendrán los habituales accesorios que acompañan a los Huawei cuando se ponen a la venta intentando convertirse en líderes.

¿Queréis saber nuestra opinión sobre si hacer la reserva o no? Lo que os podemos decir es que os penséis muy bien el tema de la cámara. ¿Le dais tanta importancia a la cámara como para concentrar la experiencia del teléfono alrededor de este detalle? En ese caso es muy posible que quedéis satisfechos con lo nuevo de Huawei. No os vamos a decir otra cosa, en temas de cámara se sale. La potencia técnica también cumple sobradamente, pero si le quitamos todo lo de la cámara no es un teléfono tan imprescindible. Así que el factor debería ser ese: ¿cuánta importancia le dais a la cámara y a su sensor dual realmente?

Vía: Huawei

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...