El juicio entre Apple y Samsung se calienta de nuevo

Estados Unidos presencia el retorno de la batalla legal por patentes entre Samsung y Apple, las líderes en el mercado móvil.

carcasa del iPhone

No vamos a buscarlo, porque buscando en el archivo seguro que nos volvemos locos, pero seguro que hace al menos dos años que no hablamos de la eterna lucha de patentes entre Samsung y Apple. Recordamos tiempos pasados, allá por 20.. cuando las dos compañías estaban día sí y día no en los tribunales. Tenían una competición personal para ver quién podía contratar a más abogados y había tantos que a veces tenían que entrar en las salas por turnos (bromas al margen).

Pero después de varias condenas, de multas y de cierres de disputas, la cosa se fue aplazando. El debate y el eterno juicio no había terminado, sino que parece que los norteamericanos de los tribunales fueron alargando los procesos. La patata caliente del juicio Apple-Samsung pasó por muchos procesos de supervisión y de análisis hasta que ahora todo ha vuelto al mismo lugar donde comenzó. De una manera que ha sorprendido a muchos especialistas en leyes, la disputa ha regresado a las cortes locales y ha abandonado el circuito de la Corte Suprema.

A partir de este punto se van a revisar los expedientes y se analizarán las demandas para ver qué decisión se toma respecto al futuro de las dos empresas en los tribunales.

Como ya hubo una condena por daños con anterioridad uno de los objetivos que tiene entre manos el tribunal ahora mismo es determinar si procede continuar con los juicios para que se imponga una segunda posible condena por daños o que todo acabe archivándose. También se deja una ventana abierta a que puedan ocurrir otras cosas y que al final el proceso derive de maneras alternativas. Apple y Samsung no están satisfechas en sus respectivos puntos de vista, así que no deberíamos descartar que al final la situación acabe volviendo a ganar fuerza y que ambas empresas contraten más y más abogados.

Apple quiere que la condena previa por daños sea retirada y Samsung aspira a tener otra nueva condena que haga que su rival le pague más dinero. Nadie cede y nadie se pone de acuerdo. Pero nos da la sensación de que el día que terminen estos juicios el mundo ya no estará usando el iPhone, ni el Galaxy ni nada parecido a un teléfono móvil. La tecnología avanza rápidamente y dentro de unos años posiblemente todo esto de los smartphones ya no importe absolutamente nada. ¿Qué pasará si todavía no han terminado con su disputa?

Vía: Cnet

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...