Honda CR-V 2.2 i-DTEC

Honda CR-V 2.2

El coche Honda CR-V 2.2 i-DTEC podría definirse como un vehículo SUV con algunas características de monovolumen. Es que posee una amplia versatilidad y maniobrabilidad pero, a la vez, puede animarse a atravesar caminos campestres y lograr bastante destreza.

Asimismo, destaca el habitáculo del Honda CR-V 2.2 i-DTEC, por su gran modularidad. En cuanto a motores no descolla, pero tiene lo suficiente para su perfil: un propulsor a gasolina de 2 litros y 150 CV de potencia y un motor turbodiésel de 2.2 litros, también de 150 CV de potencia.

La nueva versión automática es atractiva tanto para su uso por vías urbanas o por carretera como para los que busquen explorar sus cualidades de todoterreno. Incluye la misma caja de cambios de cinco marchas que emplea el Honda Accord, pero sin levas en el volante ni con manejo manual-secuencial.

Es sin dudas un automóvil que representa fielmente la filosofía del Honda CR-V, una serie en la que la facilidad de conducción se privilegia frente a otros parámetros como la deportividad, por ejemplo. Posee además un maletero con una generosa capacidad de 585 litros, ampliable a 700 si se movilizan los asientos traseros deslizantes.

Vía | Terra Motor

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...