El fin de Gemballa

Gemballa

La empresa Gemballa, una de las casas preparadoras más famosas a nivel mundial, y que llegara a la notoriedad con el desarrollo de sus modificaciones sobre distintos modelos Porsche, se ha declarado recientemente en bancarrota y parece destinada a un fin definitivo.

La debacle comenzó cuando el propietario de la empresa, Uwe Gemballa, desapareció en Sudáfrica a principios de febrero de este año. A pesar de los intentos de la policía alemana y de las múltiples investigaciones al respecto, aún no se ha podido dar con el paradero del empresario.

Conexiones con un prófugo checo, o la creación de una nueva sociedad a nombre de la madre de Uwe Gemballa son algunos de los datos que posteriormente fueron apareciendo y que, por el momento, solamente han servido para incrementar la incertidumbre y para complejizar aún más el caso. Lo cierto es que la firma Gemballa pasaba por un mal momento económico, y se dice que su titular buscó inversiones en Dubai antes de su visita a Sudáfrica.

Las oficinas de Gemballa ya se encuentran vacías desde fines de abril, embargadas por el ente tributario alemán al igual que los coches que se guardaban en los talleres. Concluye así un negocio de 30 años, que ha dejado modelos inolvidables como el Avalanche o el Mirage GT, basados en rodados Porsche.

VíaDiario Motor

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...