Roomba, la historia del robot aspirador que revolucionó el mundo

¿Conocéis los robots aspiradores Roomba? Con ellos hemos podido dejar de barrer para disfrutar de una vida más relajada.

Robot Roomba

A medida que han ido llegando las nuevas tecnologías a nuestras vidas, cada vez contamos con un mayor número de elementos que están totalmente digitalizados o funcionan de manera remota. Estos productos llegaron para revolucionar el mundo y a día de hoy, siguen reinventándose para mejorar sus prestaciones y continuar facilitando nuestras labores diarias. Hoy queremos hablarte de Roomba ¿te suena? Seguro que lo has visto alguna vez, puesto que causó furor en la mayoría de hogares del planeta desde el día en el que se presentó por primera vez. Aquel robot aspirador de contorno redondeado marcó un antes y un después en nuestras vidas. Con él la limpieza ya no era un problema, porque era capaz de meterse hasta en los rincones donde la escoba no llegaba. ¡Era fascinante! Aquel invento, en la actualidad, sigue funcionando y cada vez a mejor nivel, siendo por ello que se ha vuelto muy popular y un habitual en todos los hogares. ¿Tienes uno en casa?, ¿aún no disfrutas de sus servicios? Entonces lo mejor que puedes hacer es enterarte de qué es Roomba y cómo funciona y seguro que después de leer este artículo rápidamente irás a la tienda a comprarlo (no nos llevamos comisión, pero las cosas como son…).

¿Qué es Roomba?

Cuando hablamos de Roomba nos estamos refiriendo a un robot aspirador que lleva a cabo sus funciones de manera totalmente autónoma, algo que hace que este producto sea eficaz y sobre todo muy atractivo. La gran particularidad de este robot es que está dotado de unos sensores que facilitan la navegación. De esta forma recibe directamente la orden y se pone inmediatamente a dar vueltas por el suelo de la vivienda para que en muy poco tiempo quede todo súper reluciente. Así mismo, estos sensores también sirven para que pueda detectar todos los obstáculos que se interpongan en su camino y sortearlos de la mejor forma posible para seguir con la limpieza para la que ha sido programado.

Hay que tener en cuenta que debido a que se trata de un producto muy útil, a medida que ha ido pasando el tiempo la familia Roomba ha crecido notablemente. En la actualidad contamos con numerosos modelos que se agrupan en distintas categorías (series), con modelos que van desde el 400 al 900 y que te explicaremos con más detalle en un apartado posterior que hemos dedicado para ello. Podemos decir que Roomba es uno de los aspiradores más potentes que podemos tener en casa, sin contar por supuesto de la gran utilidad que tiene y de la comodidad de la que disfrutaremos cuando veamos a Roomba en acción. De igual modo, tenemos que decir que aunque Roomba fue creado para limpiar, que es su función principal, también es importante destacar que algunos modelos más avanzados están programados para que puedan llevar a cabo actividades más creativas. Para conseguirlo, dichos modelos tienen integrada una interfaz que se conecta a un ordenador para que pueda realizar otras funciones más específicas en relación a los procesos de limpieza.

Datos relevantes sobre Roomba

Vamos a conocer un poco la historia de Roomba para ponernos en situación. Roomba es la marca comercial de los robots aspiradora que creó la empresa iRobot. El fabricante se ha vuelto muy popular en todo el mundo, aunque su principal mercado siempre ha sido Estados Unidos, puesto que fue en Silicon Valley donde comenzó su historia.

Esta entidad se fundó en 1990 y a lo largo de todos estos años ha sido capaz de revolucionar el sector del hogar, mostrando un producto innovador y efectivo que está dotado de tecnología de inteligencia artificial. De ahí que muchos expertos aseguren que se trata de uno de los mejores inventos que hemos podido tener en todo este tiempo. En un principio la entidad tenía como objetivo fabricar robots que desactivaran bombas, aunque finalmente esta idea tomó otro camino. En cualquier caso, actualmente están trabajando para llegar a un acuerdo con otras entidades como Apple o Google para poder compartir toda la información que se recopila de sus clientes y sus hogares correspondientes.

Limpieza

Lo cierto es que Roomba es tan popular porque fue el primer robot de estas características que se coló en nuestros hogares. Y lo hizo dando pasos agigantados. En cuanto se conoció la existencia de este robot nos olvidamos del método de limpieza tradicional y nos fuimos decantando por este innovador producto. De hecho, en poco tiempo la empresa se convirtió en la líder dentro de este sector, llegando a casi el 70% de los hogares de todo el mundo y superando el 80% en nuestro país.

Roomba se lanzó por primera vez al mercado en el año 2002 y desde aquel momento hasta ahora han vendido más de 15 millones de unidades. Eso sí, su coste es elevado, en proporción a su tecnología y a todas las funciones que ofrece. Lo habitual es que el precio ronde en torno a los 700 u 800 euros, aunque el coste final que pagaremos dependerá del modelo que hayamos elegido para nuestra vivienda.

Principales características de Roomba

Como hemos dicho, Roomba es un invento revolucionario y este impacto que causó en la sociedad se lo debe entre otras cosas a las características que presenta. ¿Cuáles son las más significativas?

  • Roomba tiene forma circular. Sus medidas son 9 centímetros de altura y 34 de diámetro.
  • Cuenta con un excelente parachoques que está dotado de un sensor situado en la parte frontal de la pieza.
  • Es un producto omnidireccional, de ahí su efectividad a la hora de llevar a cabo la limpieza.
  • También tiene un asa para que podamos transportarlo.
  • Cuenta con varios cepillos giratorios en varias direcciones que vienen acompañados de una potente escobilla de goma.
  • Tienen un vacío de bypass que hace la función de ventilador.
  • Es fácilmente recargable debido a que cuenta con una batería extraíble del tipo NiMH.
  • Presenta cuatro sensores llamados de acantilado situados en la parte inferior.
  • Los modelos más avanzados también tienen sensores de suciedad acústica y otro óptico.
  • Otros modelos cuentan con sensores infrarrojos.
  • Tienen un avanzado contenedor de recolección de polvo.

¿Cómo funciona Roomba?

Con Roomba lo único de lo que debemos preocuparnos es de la programación, de definir su funcionamiento y de esperar a que él solito se ocupe de limpiar la casa. Tiene distintos modos de uso y aunque originariamente el funcionamiento era muy simple, poco a poco ha ido ganando en profundidad y sobre todo independencia. Algunos de sus modos de uso son los siguientes:

  • Modo limpiar – Se trata del modo más básico, es decir el método de limpieza de toda la vida. Para llevar a cabo adecuadamente esta función Roomba comienza limpiando en espiral y seguidamente realiza lo propio por la pared hasta detectar que la habitación ha quedado impoluta.
  • Modo Max – Es un método parecido al anterior, puesto que de nuevo nos centraremos en el modo de limpieza habitual. Lo que ocurre es que con el programa Max el sistema activará un algoritmo de limpieza que se pondrá en marcha todo el tiempo hasta que se agote la batería del producto.
  • Modo Spot – Ideal para limpiar las zonas de menores dimensiones. Aquí lo que hace Roomba es limpiar en espiral desde fuera hacia dentro. Este movimiento lo repite de forma cíclica varias veces.
  • Modo Dock – Ofrece una orden a través de la cual el robot es capaz de detectar cuándo necesita cargar su batería. Busca su base de carga para recuperar energía hasta que puede volverse a poner en marcha con su cometido.

Además de todo ello, hay que decir que las piezas principales que forman parte de Roomba también ayudan a que el robot lleve a cabo su función de forma adecuada. Por ejemplo, si Roomba se encuentra un obstáculo, el parachoques que tiene hace que el robot pueda cambiar de ruta rápidamente. Y lo hace bastante rápido, sobre todo los modelos más nuevos, ya que han sido dotados con mayor velocidad. En cuanto a cómo deben ser las habitaciones que puede limpiar Roomba, en este caso tenemos que decirte que puede con cualquiera. Eso sí, dependiendo del modelo que tengamos en casa tendremos que dar una orden u otra. Por ejemplo, los primeros robots necesitaban que nosotros informásemos sobre el tamaño que tenía la habitación que iba a limpiar. Sin embargo, los modelos más avanzados son capaces de reconocer las dimensiones de un habitáculo tan solo con realizar una carrera por la habitación en línea recta.

Como un dato más añadido, debes saber que Roomba está fabricado para limpiar todas las superficies, pero con algunos detalles a tener en cuenta. Sin ir más lejos, las alfombras de pelo largo no son muy buenas compañeras, al igual que también debemos evitar que se tope con cables eléctricos. Si bien estos pequeños factores han ido puliéndose y los nuevos modelos son eficientes incluso en ese tipo de contextos, dado que el desarrollo tecnológico que se ha llevado a cabo en las siguientes generaciones de robots es notable.

Usando Roomba

Tres fases de limpieza

Aunque cada uno de los modelos de Roomba presenta sus propias características, la mayoría de ellos  lleva a cabo la limpieza a partir de tres fases. Dicha función se realiza gracias a un cepillo de barrido lateral que lo que hace es quitar la suciedad rápidamente, levantarla y finalmente aspirar los restos que han quedado. ¿Cómo lo hace?

  • Primera fase: el cepillo de barrido junto al diseño de Roomba, que tiene un ángulo de 27 grados, ayudan a que se puedan barrer los rincones y todas las paredes fácilmente.
  • Segunda fase: cuenta con otros dos cepillos para poder atrapar la suciedad que se acumula en las diferentes superficies. Estos cepillos son rotatorios, lo que hace que el trabajo que desempeña Roomba sea muy efectivo.
  • Tercera fase: extrae la suciedad y los restos de polvo porque cuenta con un motor de gran potencia. El porcentaje de suciedad que arrastra roza el 100%, teniendo en cuenta que no solo se queda con el polvo, también arrasa con otras sustancias como las partículas microscópicas o incluso los ácaros.

Todos los modelos de Roomba

Como te venimos diciendo a lo largo de todo el artículo, desde el año 2002 Roomba está en el mercado y hasta hoy han ido apareciendo innovadores modelos que han incluido mejores prestaciones que las líneas anteriores. Vamos a ver cuáles son las generaciones de Roomba que conocemos.

  • Primera serie – Se lanzó en el mes de septiembre del 2002 y fue la que causó la revolución al ser la pionera. Eran robots provistos de varios botones para decirles cómo era el tamaño de la habitación y estaban disponibles en varios colores. Contaban también con algunas funciones y herramientas adicionales.
  • Modelo 400 – Bautizado como Discovery, llegó a nuestras vidas en el mes de julio del año 2004. Entre sus nuevas prestaciones se encontraba un software más avanzado, un sistema de carga rápida y un contenedor de basura de mayor tamaño.
  • La llegada del 500 – Tres años después la entidad nos presentaba el modelo 500, que suponía la tercera generación de Roomba. En este caso se le añadió un sensor infrarrojo, un diseño modular, botón de acoplamiento y otras piezas mejoradas. Así mismo, se le introdujo un toque decorativo para que fuera más estético.
  • Despliegue del modelo 600 – Siguiendo la misma línea que el modelo anterior, en esta ocasión el 600 tenía un cabezal de limpieza mucho más avanzado y por supuesto su mayor atractivo fue la introducción de un contenedor del tipo aerovac. El gran salto llegó con el modelo 690, que pertenecía a esta generación, puesto que se presentaba con sistema de conectividad Wi-Fi, además de estar dotado de un programa con asistente personal.
  • La serie 700 – Nos remontamos a mayo de 2011, fecha en la que aparece esta serie que era bastante similar a las anteriores. Los mayores añadidos fueron el contenedor mejorado, que contenía un filtro del tipo HEPA y el aumento de duración de la batería.
  • Un paso más, el modelo 800 – Aquí es donde vemos el uso de una tecnología mucho más avanzada que llegaría a nuestros hogares en el año 2013. Contaba con un sistema de limpieza de mayor potencia y una amplia batería.
  • Actualizaciones en la serie 900 – Llegamos al año 2015, donde nos encontramos un modelo Roomba totalmente equipado con un sistema de navegación visual de mapeo y localización. Por supuesto, se mejoró el sistema de Wi-Fi, además de presentar una app compatible con Android e iOS para poder controlar el robot a distancia.
  • Los últimos modelos – Recientemente se han presentado dos nuevos modelos de Roomba. En concreto el pasado mes de septiembre. Hablamos del i7 premium y una serie más básica bautizada como e5 que mejoran el rendimiento y la tecnología.
  • Roomba limpiando

¿Cómo podemos controlar Roomba?

Los primeros modelos de Roomba necesitaban que manualmente diéramos las órdenes precisas para que el robot se pusiera en funcionamiento. Para ello las piezas contaban con varios botones que teníamos que pulsar dependiendo de la opción que quisiéramos en cada momento. Sin embargo, hoy en día los robots cuentan con una buena tecnología integrada, motivo por el cual el fabricante ha creado una app llamada iRobot Home. A través de esta aplicación, que se puede descargar fácilmente y está disponible tanto para iPhone como para Android, podremos programar todo lo que queremos que haga Roomba. Es decir, ponerlo en funcionamiento, pararlo o incluso cancelar las últimas órdenes que le hemos dado. De esta manera controlaremos nuestro robot en cualquier momento y lugar.

Para que esta aplicación funcione tendremos que conectar nuestro robot a una red Wi-Fi. Se trata de una app muy completa, puesto que no solo podremos programar el robot, también tendremos la oportunidad de personalizar nuestras preferencias y decir, en todo momento, cómo queremos que limpie Roomba.

En la app nos encontramos funciones como configurar el número de pasadas, la potencia, el historial de limpieza y otros muchos datos más. Lógicamente todas las funciones que tenemos disponible en la aplicación dependerán del modelo que hayamos elegido, pero debemos tener en cuenta que Roomba puede ser programado un máximo de 7 veces por semana. Eso sí, las horas en las que queremos que lleve a cabo sus funciones son libres, por lo que podremos programar el robot para cuando creamos más oportuno. ¿El resultado?, una casa impoluta que tendrá brillo propio y un importante ahorro de tiempo, dado que no tendremos que volver a barrer y esa es una ventaja notable, porque ha llegado un momento en el cual ya no queremos ocuparnos de tareas que se nos hacen pesadas. Ojalá hubiera robots automáticos como Roomba para quitarnos de encima otras tareas que también nos cansan.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...