Disney quiere arrasar en la realidad virtual

Disney confía en que la realidad virtual se convertirá en la nueva tendencia para ver películas y otros contenidos.

Star Wars episodio VII

Todos podemos dar por confirmado que la visualización de películas en 3D ha sido uno de los batacazos más grandes que se ha dado el mundo del cine en muchos años. No ha conseguido llegar a tener esa relevancia que algunos ejecutivos creían y ha llevado a la ruina a muchos cines, que después de realizar una gran inversión no han obtenido el nivel de rentabilidad adecuado para continuar con su camino. Las grandes salas sí se han mantenido, pero la historia es muy distinta para otros negocios cinematográficos que sobrevivían a duras penas.

Y ahora hay en camino otra pequeña revolución que podría suponer otro fracaso o quizá convertirse en lo que necesitan las salas: la realidad virtual. ¿De verdad necesita el mundo del cine otra nueva idea explosiva como esta para sobrevivir ante la huida que están haciendo los espectadores de la salas? ¿O será otro clavo en el ataúd de los cines que no puedan sobrevivir con estos niveles de inversión para adaptar sus pantallas?

Disney confía en que la realidad virtual sea la panacea del cine. Y lo demuestra realizando una inversión de 65 millones de dólares adicionales con los que tratará de ser pionera en el sector de las películas. S les saldrá bien o no es algo que desconocemos.

La inversión la ha realizado exactamente en la empresa Jaunt, que está trabajando en el desarrollo de cámaras capaces de grabar en 360 grados. No sabemos exactamente cuáles son los planes a largo plazo de Disney, pero la empresa ha confirmado que su intención es cambiar la manera en la que vemos películas o series de televisión. Desconocemos si quieren revolucionar las salas como mencionábamos o si la intención es que los hogares sean los que disfruten de versiones 3D de los mejores contenidos. Lo que tenemos claro es que acabaremos viendo una versión 3D de Star Wars antes o después, no solo de las tres películas clásicas, sino también de todas las secuelas.

En cualquier caso, es algo con lo que ilusionarse. La tecnología 3D ha demostrado, al menos de momento, que tiene capacidad suficiente para que de verdad disfrutar de ella en películas o series pueda aportar algo distinto. No obstante, que nadie se alarme, porque el cine tradicional que disfrutamos de una manera normal, respanchigados en el sofá o en la butaca de la sala, no tiene fecha de caducidad. Sería raro que el nuevo sistema sustituyera al clásico.

Vía: Re/code

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...