Sensibilidad de la película

Existen tres valores estándares para medir la sensibilidad de la película; ASA, ISO, DIN. Estos valores representan la reacción de la película (en las cámaras analógicas) a la luz en las que son expuestas.

El tipo de valor estándar más usado en las cámaras digitales es el ISO (International Standars Association), que en realidad es una compatibilidad con el valor estándar de las películas fotográficas.

La pregunta que sobreviene es ¿y para qué sirven? bien, las películas lentas, de valor ISO bajo (es decir una sensibilidad baja) necesitan mucha exposición a la luz ya que la imágen se impregna mucho más lento, pero el detalle en la foto es más alto. En cambio las películas rápidas (de valor ISO más alto) necesitan mucha menos exposición pero el granulado resultante es mucho mayor.

Por lo general se usa un valor ISO 100 o 200 que son valores medios que andan bastante bien en casi todas las situaciones. En caso de usar un valor ISO alto, supongamos 400 y la luz es relativamente alta, el tiempo de exposición conviene que sea bajo (1/250 seg. aprox)* para contrarrestar la entrada de luz para evitar que esta no sature la película. En el caso de una sensibilidad de película baja (ISO 100), ya podemos jugar con un tiempo de exposición más lento (1/20 seg aprox.)*

Las imágenes en las películas rápidas tienden a granular porque están realizadas con un granulado más grueso para que cada punto aproveche al máximo la luz expuesta.

Como conclusión, dejamos que conviene utilizar un ISO de valor alto cuando la luz es escasa o se decide tomar la fotografía con una velocidad muy alta de obturación (lo cual reduciría la exposición a la luz). Y nos conviene usar un valor ISO bajo, cuando la luz que da sobre la película es relativamente alto o tiene un tiempo de exposición considerablemente bajo.

* Para valores de luz y apertura iguales

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...